Exitosos voluntariados de Invierno 2019

Quillón, Yumbel, Portezuelo, Lautaro, Cauquenes y Molina, fueron los lugares donde los más de 750 alumnos, de las sedes de Santiago y Concepción, llegaron gracias a Sonríe, Huella y Trabajos Voluntarios.

Sonríe, Huella y Trabajos Voluntarios, organizadas por la Dirección de Asuntos Estudiantiles (DAE), buscan promover la participación de los alumnos en los voluntariados, los que apuntan directamente a la formación experiencial de la Responsabilidad Pública, uno de los sellos de la Universidad. Este año participaron más de 750.

Cerca de 370 alumnos de distintas carreras fueron parte de Sonríe UDD, donde aportaron a los habitantes de Lautaro y Quillón -sede de Santiago y Concepción respectivamente- con sus habilidades técnicas y teóricas, prestando servicios gratuitos a la gente más necesitada. Los estudiantes ejercieron lo aprendido en sus años académicos y prácticas profesionales desde distintas disciplinas, como Odontología, Enfermería, Nutrición y Dietética, Fonoaudiología y Kinesiología.

Mientras que en Huella 50 alumnos de Santiago aproximadamente se dirigieron a Molina y más de 100 voluntarios de Concepción a Portezuelo, con el objetivo de evangelizar a través de la misión y de talleres solidarios a los vecinos de dichas comunas. También aportaron en la construcción de espacios públicos y en la formación de vínculos con la comunidad, compartiendo y cultivando la fe.

Por último, la sede de Concepción realizó por primera vez los Trabajos de Invierno en Yumbel. Más de 30 alumnos participaron para reparar seis viviendas de familias. Por su parte, los estudiantes de Santiago (190 voluntarios) viajaron a Cauquenes con el objetivo de construir soluciones habitacionales y compartir con las familias beneficiadas.

Compartir