Conoce a nuestros egresados: Verena Kulenkampff y su desafío de ayudar a los inmigrantes

La joven profesional creó una fundación que busca apoyar a los extranjeros que llegan a la zona de Los Ángeles.

Un viaje que cambió por completo la vida de Verena Kulenkampff, egresada de Kinesiología UDD en 2013. Así se podría describir la experiencia que vivió esta profesional en su voluntariado en Haití en 2015.

La vida actual de Verena es totalmente distinta a la de cualquier egresado, ya que lidera una fundación en Los Ángeles que busca apoyar a los inmigrantes que llegan a la zona: “Al volver de Haití me llamaban de distintas instituciones para solicitar apoyo con traducción a haitianos, sobre todo en hospitales de Santiago, ya que les dificultaba brindar una buena atención por la brecha idiomática”.

Lo anterior siempre generó una inquietud en Verena, por lo que “a principios del año pasado consulté en Los Ángeles si necesitaban apoyo para aprender español y así  llegué a una persona marroquí que les estaba realizando clases. Comencé a apoyarlo hasta que nos dimos cuenta que estábamos orientando y ayudando a muchos inmigrantes, de distintas nacionalidades, por lo cual decidimos formar una fundación para apoyarlos a través de una institución formal”.

Y así nació la Fundación Red Inmigrantes (REDIN): “He vivido en el extranjero y sé lo difícil que es adaptarse a una cultura, lengua y clima diferente sin apoyo. Además, manejo tres idiomas por lo cual la posibilidad de orientar a inmigrantes se me facilita aún más, sobre todo a los haitianos, que son el grupo de migrantes más vulnerados; y es una forma de devolver mi experiencia en Haití y no perder el idioma”.

Sobre su experiencia al crear su propia fundación, Verena comenta que “ha sido muy gratificante y difícil a la vez. Es muy lindo sentir el agradecimiento de las personas y ver como caritas tristes se van contentas con una buena atención y orientación. Es impagable el conocimiento que se adquiere con cada persona que llega a la fundación”.

Sin embargo, la profesional comenta que “ha sido difícil la gestión. La fundación se encuentra en Los Ángeles, ciudad que no está acostumbrada a tener fundaciones grandes por lo cual todos los tramites se ven entrampados por la burocracia que se exige”.

Y sobre su paso por la Universidad del Desarrollo, Verena tiene grandes recuerdos: “Una de las herramientas que más me ha servido en el transcurso de emprender es el MINOR de Economía y Administración, en marco de las “Otras Disciplinas”. Soy Kinesióloga y dentro de la carrera solo tuve un ramo de gestión, por lo cual el MINOR que realicé me ayudó mucho. Las habilidades blandas desarrolladas en la Universidad, sin duda, también me han ayudado muchísimo”.

Compartir